fbpx

Inicio | Gastar a ciegas

  • Gastar a ciegas

    Autor: Juan E. Pardinas | Medio: Reforma

    Durante muchos años, la organización Mexicanos Primero ha dado una batalla cívica por conocer un dato y una lista: el número de maestros en las escuelas públicas y la relación de los nombres e identidades de estos profesores. Gobiernos fueron y vinieron. Una secretaria y varios secretarios de Educación pasaron por la oficina que ocupó Vasconcelos con las mejores intenciones, pero el dato y la lista permanecían como información confidencial. Peor aún. Ni si quiera las máximas autoridades de la nación tenían acceso al inventario de plazas magisteriales. Más que un secreto de Estado, la ausencia de un padrón nacional de maestros era un síntoma de falta de autoridad.El Estado mexicano perdió la rectoría sobre la educación pública ante la versión perversa de dos causas nobles: el federalismo y el sindicalismo. En teoría, el federalismo busca la dispersión geográfica del poder, pero en la práctica sólo fue una licencia para el uso opaco y discrecional del gasto público. Los sindicatos magisteriales tienen el mandato de defender los derechos laborales de los trabajadores. En la realidad estas organizaciones se transformaron en grupos dedicados a temas ajenos a la negociación de condiciones salariales y profesionales. La confabulación de gobernadores y líderes sindicales permitió obscurecer el listado de maestros. Algunos gobernadores eran rehenes de la fuerza política de los maestros, otros eran sus socios de buena gana. El ridículo de no conocer la cifra de maestros corría a cargo del gobierno federal.En un análisis reciente de las bases de datos de la SEP, el equipo del IMCO encontró que no sólo se carece de información sobre la cantidad de maestros en el país, también hay graves inconsistencias en el número de planteles públicos. Por fortuna, esto cambiará pronto gracias al Censo de Escuelas, Maestros y Alumnos que actualmente lleva a cabo el INEGI y cuyos resultados preliminares se conocerán en diciembre próximo. Este esfuerzo del INEGI permitirá disponer de información elemental para la gobernabilidad del sistema educativo. Sin conocer el número de maestros y de escuelas es evidente que el presupuesto en educación se ejercía a ciegas.Mexicanos Primero acaba de publicar el informe (Mal)Gasto sobre el enorme reto de reorientar el dinero público con el fin de promover la calidad educativa. El reporte presenta algunas cifras que convocan a la preocupación: si se consideran las prestaciones y el salario, los maestros reciben en promedio 513 días de sueldo, por 200 días efectivos laborales. El desafío de gastar mejor implica “desmontar la captura” del presupuesto educativo. Los impuestos encausados a este fin deben reconocer el mérito de las maestras y escuelas que transforman positivamente la vida de los niños mexicanos.La profesión magisterial debe estar muy bien pagada. Sin embargo, ese ingreso tiene que estar determinado por el esfuerzo pedagógico y la meritocracia y no por la capacidad de disrupción y violencia de los sectores radicales del gremio. Esto conlleva un cambio en la inercia presupuestal, una transformación en la política educativa y una revolución en los usos y costumbres del magisterio. El verano del desasosiego, que nos tocó vivir en el Distrito Federal, es el efecto colateral de esta secuencia de movimientos telúricos en el antiguo orden de cosas. No podemos esperar que cambios tan profundos ocurran sin algún grado de estremecimiento y zozobra.Esta semana el WEF publicó una medición de la calidad del sistema educativo global, donde México ocupa el lugar 102 entre 122 países. Ese es el precio que pagamos por demasiados años de inmovilidad. Varios sexenios se dedicaron a postergar cambios profundos en aras de la estabilidad política y la convivencia pacífica con los rentistas del malgasto. Falta mucho tiempo para saber si la reforma educativa podrá cosechar el potencial de sus promesas. Sin embargo, gracias a la presión de la sociedad civil y la cohesión del Pacto por México se pueden entrever las primeras señales de un orden distinto.

opiniones imco

El rompecabezas de l...

En México, el porcentaje de adultos que tiene acceso a una cuenta en ...

opiniones imco

Más chips, menos ta...

México tiene en sus manos una oportunidad de oro para lograr que el 6...

opiniones imco

Por si los datos no ...

No corregir el rumbo y no atender los malos resultados económicos y s...

opiniones imco

2020: llegó el punt...

Nos estamos acabando el planeta, y el punto de “no retorno” sobre ...

opiniones imco

¿Qué está en jueg...

El 2020 será crucial para la democracia mexicana. Este año se llevar...

opiniones imco

Inclusión financier...

Es difícil pensar que más sucursales del Banco del Bienestar llevar...

opiniones imco

Índice de Informaci...

Este análisis muestra que a pesar de que los congresos locales tienen...

opiniones imco

Organizaciones de la...

Disminuirán los tiempos de traslado de las personas y se sustituirán...

opiniones imco

Por qué mientras St...

Hacer predicciones es difícil, especialmente cuando son sobre el futu...

opiniones imco

Competitividad: lo m...

Hoy México es una economía abierta, en transición a la modernidad, ...

opiniones imco

2019: una dicotomía

Más nos vale (sociedad y Gobierno) que pronto entendamos que no podem...

opiniones imco

Tres desafíos para ...

Es fundamental atender las debilidades internas, que se brinde confian...

opiniones imco

¿Estamos cerca de t...

Comprometerse con reducir las brechas de género significa considerar ...

opiniones imco

Reportar bien no es ...

Este manejo imprudente de recursos públicos no es solo responsabilida...

opiniones imco

¡#3de3 ya es una re...

A partir del 1 de enero de 2020, todos los funcionarios públicos debe...

opiniones imco

Verdaderas prioridad...

La mala planeación y las simulaciones del gasto ocasionan que las pri...

opiniones imco

Presentación del Cu...

El 4PA se construyó con la participación de más de mil 100 personas...

opiniones imco

Índice de Informaci...

A más de 10 años de su aprobación, todos los gobiernos estatales vi...

opiniones imco

México no ha cumpli...

México participa en convenciones internacionales para combatir la cor...

opiniones imco

Por qué México nec...

¡Si tu negocio crece, #MéxicoCrece!