Inicio | Respuesta a la SEP

  • Respuesta a la SEP

    Autor: Roberto Newell

    Roberto Newell

    Roberto Newell | @RobertoNewell

    La semana pasada escribí sobre los avances de la Reforma Educativa. En mi columna resalté la importancia de la Reforma Educativa e hice una síntesis de las diversas medidas implantadas por el Gobierno federal para mejorar la calidad del sistema educativo.

    Concluí con una apreciación de los resultados alcanzados en la instrumentación del programa de cambio. Argumenté que aun cuando las autoridades han actuado con disciplina y energía, los resultados alcanzados a la fecha son decepcionantes, sobre todo en lo que toca al desempeño académico de los educandos. Atribuí este resultado a la resistencia que han montado las organizaciones gremiales del magisterio a la implantación de un programa riguroso -con consecuencias- de formación y evaluación de docentes.

    La columna en cuestión motivó al Secretario de Educación Pública a enviar una nota personal a mi correo electrónico y otra (con contenidos similares) al director de la Sección de Negocios de Reforma. Por medio de esta columna acuso recibo de las dos.

    Para empezar, deseo reconocer el tono cortés y objetivo de las notas. Llevo más de una década escribiendo columnas y lo que distingue estas notas de otras que he recibido es el tono respetuoso y profesional con que fueron redactadas. Es obvio que su intención es convencer; no descalificar. Agradezco la cortesía.

    El Secretario organizó su respuesta en torno a cuatro temas que aparecieron en mi columna anterior.

    Su primer cuestionamiento está relacionado con mi impaciencia ante el ritmo al que avanza la Reforma Educativa. En su nota los representantes de SEP comentan que: “a meca en la que todos pensamos cuando se trata de éxito educativo, Finlandia, promulgó su primera ley de reforma educativa en 1963 y, 37 años después, en el 2000, salió en primer lugar en PISA”. Líneas más abajo generalizan este argumento recordando que otros países como Corea y Polonia también tardaron “varias generaciones” en lograr el objetivo de mejorar significativamente sus sistemas educativos.

    Es posible que mi aspiración (e impaciencia con el ritmo de cambio observado) se base en una evaluación poco realista de lo que se puede lograr en un plazo más breve. Pero el problema que tengo con ser paciente es que lo que los niños mexicanos no tienen es tiempo que perder.

    Aceptar un proceso de cambio de una o más generaciones equivale a condenar a los niños mexicanos presentes y futuros a competir en la economía global desprovistos de la educación que requieren para tener éxito.

    La situación actual es tan grave que no se puede ser complaciente. Por el contrario, conviene recordar que pruebas como la de PISA muestran que ni siquiera los niños mexicanos que estudian en escuelas particulares obtienen buenos resultados. Todo el sistema educativo está mal.

    A saber, los datos más recientes de PISA revelan que la brecha de conocimientos de los niños mexicanos respecto de la media de los países evaluados por la OCDE es enorme y la brecha es mucho más grande cuando la comparación se hace con países altamente calificados, como Singapur o Corea. Por ello, conviene ver la situación del sistema educativo como una emergencia nacional que requiere un remedio inmediato.

    Para enfrentar la crisis conviene adoptar un modelo con metas más exigentes. También conviene hacer experimentos más radicales y adoptar estrategias disruptivas que sacudan al sistema.

    Esto implica tomar riesgos; pero no hacerlo implica ver con resignación el futuro de la generación actual.

    También discrepo de la segunda crítica del Secretario. En su nota rebate mi afirmación que el proceso de evaluación de maestros ha sido lento e insatisfactorio.

    Sostengo mi posición. Reconozco que de 2014 a la fecha el proceso de evaluación ha avanzado a un ritmo mayor que el alcanzado anteriormente, pero la historia previa también cuenta.

    La reforma constitucional y las reformas legales de este sexenio equivalen a un relanzamiento de la carrera magisterial, pero no estoy hablando del programa de estudios de los maestros que estudian en las escuelas normales, sino de los que ya están trabajando. Es cierto que recientemente se ha avanzado a buen ritmo en la evaluación del desempeño de los profesores, pero conocer mejor sus limitaciones técnicas y de conocimientos no es sino el principio de la tarea de reconstrucción que se requiere para mejorar la calidad de la educación pública.

    Sin duda alguna, la formación de los maestros es la pieza más importante del programa de cambio actual. Pero este programa aun está en sus fases tempranas y tardará varios años en rendir frutos.

    Por ello conviene cuestionar ¿si no convendría adoptar herramientas digitales y sistemas de educación a distancia que complementen o en su caso sustituyan las capacidades del personal docente? Sé que tales instrumentos son sustitutos imperfectos, pero su impacto acelerando la adquisición de conocimientos está comprobado.

    Por último, dos respuestas breves a otros comentarios del Secretario: Primero, celebro que los padres de familia apoyen tan decididamente los propósitos los objetivos que se persiguen con la Reforma. Esto confirma mi hipótesis sobre la prioridad que dan a la educación de sus hijos. Pero, conviene recordar que ese apoyo será efímero si no hay mejoras tangibles en el corto plazo.

    Segundo, qué bueno que la Reforma Educativa esté creando un entorno de mayor más transparencia y rendición de cuentas en el sector; las dos cosas hacían falta.

    Publicado por Reforma
    15-02-2018

opiniones imco

Aspectos destacados ...

En 2017, el turismo internacional aumentó 7% en comparación con el a...

opiniones imco

A un año de los sis...

El desorden en la reconstrucción de escuelas ha resultado en la incap...

opiniones imco

El método científi...

Pensar científicamente en nuestro negocio nos ayuda a enfrentar el mi...

opiniones imco

Autosabotaje

El próximo gobierno heredará tragedias colectivas y problemas mayús...

opiniones imco

Exportando corrupci...

Un nuevo informe sobre el cumplimiento de la Convención de la OCDE co...

opiniones imco

¿Hacia dónde va M...

En tiempos de incertidumbre, es importante encontrar parámetros objet...

opiniones imco

¿Cómo se encuentra...

El trabajo del Ministerio Público sigue siendo lento y poco profesion...

opiniones imco

Presentación de los...

Confiamos en que todas las partes cumpliremos los acuerdos alcanzados ...

opiniones imco

Error

Si se llegaran a encontrar casos de corrupción en el NAIM, estos se d...

opiniones imco

Nuevo Aeropuerto Int...

El IMCO expone el estado actual de la infraestructura aeroportuaria en...

opiniones imco

Nuevo aeropuerto: lo...

El NAIM, sin duda, es el único proyecto de infraestructura que deber...

opiniones imco

Propone Colectivo PE...

El presupuesto se aprueba prácticamente sin discusión: 89% de los di...

opiniones imco

Porras y contrapesos

El cambio de régimen comenzó con una porra al nuevo Presidente. En l...

opiniones imco

XIV Encuentro Iberoa...

Se llevará a cabo el XIV Encuentro Iberoamericano de la Sociedad Civ...

opiniones imco

Informe Legislativo ...

Los diputados locales, un total de mil 124 en el país, rara vez son e...

opiniones imco

Congresos ricos, pue...

La tercera edición del Informe Legislativo, elaborada por el IMCO, ha...

opiniones imco

Esfuerzos mal recomp...

Santiago Levy acaba de publicar una provocación empastada en 342 pág...

opiniones imco

Las ciudades más ha...

Por primera vez en la historia del Reporte Global de Habitabilidad de...

opiniones imco

Esfuerzos mal recomp...

Santiago Levy, vicepresidente de Sectores y Conocimiento del Banco Int...

opiniones imco

Tu época

AMLO será responsable del timón del barco, pero el tamaño de las ol...